Un fregadero atascado, lo que parece una lavadora rota… son circunstancias que acaban pasándonos a todos, y produciéndonos algún que otro quebradero de cabeza en casi todos los casos. Podemos tomar medidas antes de que ocurra la catástrofe; el fregadero por ejemplo, suele avisar antes de que aparezca la tempestad. Cuando notamos que el desagüe empieza a no tragar como debería, es el momento de reaccionar. Desde Desatascos Barrido te contamos cómo tratar nuestras tuberías de cocina.

 

A tener en cuenta

No tirar los aceites y grasas por el desagüe es uno de los mandamientos del buen mantenimiento. Recógelos en un recipiente y, periódicamente, llévalos al punto limpio de tu ciudad. Evitarás el desgaste de tus tuberías, ocasionándote muchos menos problemas.

En caso de atasco del fregadero, es posible que tenga obstruido el sifón que hay justo debajo. Si te consideras un “manitas”, desmóntalo fijándote en la posición de las juntas, límpialo y vuélvelo a colocar. Es posible que, aunque coloques bien las juntas, goteen un poco; es debido a que la goma se endurece. Esto se puede corregir con un poco de teflón.

En ocasiones, para desatascar, los clientes echan en las tuberías mucha cantidad de sosa o productos que la contiene. La sosa, si no se disuelve, se funde con el agua calentándose, y al enfriarse se queda como una piedra hecha a medida de la tubería. Mucho ojo en esos casos, porque la única solución a este atasco suele ser el cambio de la tubería.

 

Consejos

Si tienes un atasco y utilizas algún líquido desatascador, ponte ropa vieja y utiliza siempre guantes y gafas. Si no consigues el resultado deseado, llama a un gremio desatascador y no olvides advertirlo, pues puede ser peligroso para el operario.

Si reformas la cocina, pon las tuberías lo más cortas, con el mayor desnivel, y las menores curvas posibles. También es muy importante que las tomas eléctricas queden por encima de tuberías de agua.

 

En Desatascos Barrido estamos a tu servicio para solucionar todos los problemas que tengas con tuberías y desagües, y para aconsejarte a la hora de tomar las mejores decisiones; esperamos que te hayan sido útiles nuestros consejos sobre cómo tratar nuestras tuberías de cocina. Siempre que vayas a realizar una nueva obra o reforma, es interesante compartirlo con un experto. Para eso y mucho más, ¡llámanos o contáctanos!

¡Compártelo!